ADMINISTRA TÚ TIEMPO MANEJANDO PRIORIDADES

En algún momento de nuestras vidas, nos enfrentamos a esa sensación de que el tiempo no es suficiente durante el día para concluir satisfactoriamente nuestras actividades cotidianas. Sentimos que en un abrir y cerrar de ojos, la vida se nos va. Debes estar consciente que manejar cualquier cosa requiere de un esfuerzo deliberado. Los mismo es cierto sobre el manejo tu vida personal, familiar, profesional y de negocios en base al tiempo que dispones todos los días.

 

En lo particular pienso que si no somos capaces de manejarnos a nosotros mismos, nunca lograremos manejar nuestro tiempo como es debido. Un factor muy importante es saber elegir nuestras prioridades, actividades y personas que nos llevarán a los resultados que deseamos. Algunos mitos que nos impiden manejar bien el tiempo son:

 

1.- Soy exitoso y por lo tanto estoy manejando bien mi vida y mi tiempo.

 

2.- Trabajo mejor bajo presión y no necesito manejar mi tiempo.

 

3.- Se necesita más tiempo para manejar el tiempo.

 

Entonces con ¿cuál mito te identificaste? El tiempo no se maneja gastando tiempo, se maneja haciendo las cosas que debes hacer, y diciendo "no" a los que una especialista en este tema Yasmin D'Souza llama "los desperdiciadores del tiempo" y estos son:

 

A) Encuentras difícil siempre decir que "no". Algunas causas de esto es porque intentas complacer a todos, no sabes decir que "no" de manera amable y firme y tienes por lo regular una sensación de malestar por hacerlo.

 

B) Intentas hacer más de lo que deberías. Eres muy ambicioso (lo cual no tiene nada de malo) pero si eres ambicioso pero no tienes claro la dirección en lo que vas y que es lo que debes hacer, esto se convierte en  un gran desperdiciador del tiempo.

 

C) Delegas a quiénes no debes hacerlo o no están preparados. Es decir delegas ciertas cosas (de menor importancia y responsabilidad) por miedo a que los demás te falle. Esto pasar por lo regular cuando sabes que tú equipo no lo haz capacitado de manera adecuada y suficiente y por ellos vienen a ti esos temores de otorgarles más poder de decisión y responsabilidades. Tú mente te dice delega, pero el miedo te dice sigue con el control de lo más importante. Además de sentir la necesidad de estar informado de todo y en todo momento. 

 

D) Interrupciones. No tienes disciplina para evitar distracciones y mantenerte enfocado en la actividad que estas realizando, cualquier cosa o circunstancia te desenfoca y con ello pierdes la concentración y te lleva más tiempo hacer las cosas.

 

E) Falta de disciplina. Aquí es la falta de objetivos y metas claros. No priorizas tus necesidades y actividades que te acercan al éxito y por lo regular te llenas de muchas actividades que si las analizarás con detenimiento te darías cuenta de que muchas de ellas no son necesarias para lograr los resultados que deseas. Una cosa es estar ocupado y otra ser muy productivo. Por lo regular se genera el hábito de dejar tareas incompletas.

 

Sabiendo toda esta información sólo queda preguntarte a partir de ahora ¿Cómo administrarás mejor tú tiempo? Lo más importante es que es tú vida y esta en tus manos priorizar que es lo que quieres realizar con ella y como piensas disfrutarla día a día.

 

Marco Polo G

APRENDE A INVERTIR EN TRES FUENTES DE INGRESOS TOTALMENTE RENTABLES

¿Quieres cambiar tú rumbo económico y el de tú familia? Tómate el tiempo porque esto te puede interesar y si tomas acción tú vida va a cambiar...